Medalla de OrO - Academia de las Artes y las Ciencias ...

2 downloads 115 Views 3MB Size Report
(El pájaro de la felicidad, 1993), en tres películas que le proporcionan otros tantos Premios Goya a la me- jor fotografía de esos años. Directores como José Luis ...

Medalla de OrO de la acadeMia de las artes y las ciencias cineMatOgráficas de españa

Alcaine José Luis

Mar tes 4 de octubre | 21:00 horas | Museo Nacional Centro de Ar te Reina Sofía - Madrid

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 1

28/09/11 19:34

Hijo de uno de los fundadores del cine-club de tánger, donde Alcaine cultiva desde la infancia su pasión por las imágenes, el futuro operador comienza a trabajar a los catorce años en un laboratorio de revelado. Consigue montar después su propio laboratorio mientras en Tánger se respira un ambiente cosmopolita y abierto a la cultura, que va formando su personalidad en contacto con todo tipo de películas.

alcaine llega a españa en 1962

para ingresar en la Escuela

Oficial de Cinematografía y empieza a pagarse sus estudios haciendo de foto-fija en películas como Nueve cartas a Berta, en cuyo montaje se utilizan las fotografías hechas por él en compañía de José Luis García Sánchez. Diplomado en 1966, al mismo tiempo que ilumina su primer corto, Nueve tierras, y realiza también sus primeros trabajos para TVE, debuta un año después como director de fotografía con Javier y los invasores del espacio (Wilhelm Ziener, 1967).

a partir de su tercer título (El hueso, Antonio Giménez-Rico, 1967), la filmografía de Alcaine se desarrolla en color y con él va forjando su particular estilo, en busca siempre de una imagen que haga cuerpo con la historia de forma sigilosa y armónica, que acierte a definir planos lumínicos y graduaciones de penumbra sin violentar la verosimilitud y sin hacerse notar, pero enriqueciendo el relato a costa de recortar los contornos y de construir una homogeneidad visual.

con estos criterios, su luz perfila las ficciones de Francisco Betriú (Corazón solitario, 1972), Jaime Chávarri (Los viajes escolares, 1974), Juan Antonio Bardem (El puente, 1976), Alfonso Ungría (Soldados, 1978), o Jaime Camino (La campanada, 1979) hasta que, a comienzos de los años ochenta, inicia el despegue que lo lleva a convertirse en la figura más prestigiosa de su

biO filMo

campo dentro de nuestra industria cinematográfica. Previamente, había trabajado ya con Vicente Aranda (Cambio de sexo, 1977, aunque Néstor Almendros fue el responsable mayoritario de aquella iluminación), y con él mantiene a partir de entonces una fructífera colaboración con títulos como La muchacha de las bragas de oro (1979); El Lute, camina o revienta (1987); El Lute II, mañana seré libre (1987); Amantes (1990); Intruso (1993); La pasión turca (1994) y Libertarias (1995). Pero su contribución decisiva a las imáfoto cubierta: jesús ugalde

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 2

28/09/11 19:34

genes de El Sur (Víctor Erice, 1982) es la que marca una de las grandes cimas de su arte. La intensa lucha entre la luz y las sombras que impregna y da sentido a aquel inolvidable poema visual, más cercano a Vermeer que a Zurbarán, con menor aspereza y textura, pero con mayor densidad en los colores que la exhibida por Luis Cuadrado en El espíritu de la colmena (Víctor Erice, 1973), sienta una maestría confirmada después en obras como Tasio (Montxo Armendáriz, 1984), Los paraísos perdidos (Basilio Martín Patino, 1985), Mambrú se fue a la guerra (Fernando Fernán-Gómez, 1985) o La mitad del cielo (Manuel Gutiérrez Aragón, 1986).

situado ya en la cúspide profesional, Alcaine

recibe el

Premio Nacional de Cinematografía en 1989 y es reclamado por Pedro Almodóvar para filmar Mujeres al borde de un ataque de nervios (1987) y ¡Átame! (1989). Sus imágenes de luz suave y contrastes fuertes enriquecen los trabajos de Fernando Trueba (El sueño del mono loco, 1988 y Belle Époque, 1992) y de Pilar Miró (El pájaro de la felicidad, 1993), en tres películas que le proporcionan otros tantos Premios Goya a la mejor fotografía de esos años. Directores como José Luis García Sánchez (La corte de Faraón, 1985; Tranvía a la Malvarrosa, 1996), Carlos Saura (¡Ay, Carmela!, 1989; Sevillanas, 1991) o Bigas Luna (Jamón, jamón, 1992; Huevos de oro, 1993; La teta y la luna, 1994) se han nutrido también del combate permanente de Alcaine por doblegar la luz y por apropiarse de cada película sin despegarse de su historia y sin veleidades de lucimiento personal. Pero no hay que olvidar tampoco sus trabajos con Pedro Olea, para el que iluminó Akelarre (1984) y Más allá del jardín (1996).

en años posteriores, otras dos cintas le proporcionan sendos premios Goya: El caballero Don Quijote (Manuel Gutiérrez Aragón, 2002) y Las trece rosas (Emilio Martínez Lázaro, 2007).

su última obra le ha llevado de nuevo a trabajar bajo la batuta de Pedro Almodóvar con La piel que habito (2011), por la que obtuvo el Premio Vulcain en la última edición del Festival de Cannes, tras otros trabajos con el director manchego como La mala educación (2004) y Volver (2006). Biografía editada a partir de la voz escrita en el Diccionario del Cine Español por Carlos F. Heredero

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 3

28/09/11 19:34

viCeNTe ARANdA Lamento tener que hablar de Néstor Almendros para escribir unas líneas que tienen como protagonista a José Luis Alcaine, pero lo cierto es que sin el primero yo nunca hubiese conocido al segundo y, muy probablemente, no hubiese sido capaz de calibrar la enorme capacidad artística de Alcaine, ni las ventajas, no sólo estéticas, que me podía ofrecer.

Como es sabido, Alcaine nunca trabaja como operador de cámara, sino exclusivamente,

como creador de luz. Esto es, sin duda, un grave inconveniente para él en una época en que la economía de las películas españolas pasa por momentos muy graves y tensos. Sin embargo, es una ventaja considerable para el director, quien, gracias a esta circunstancia pasa a tener en la película que intenta rodar, dos ayudantes más: el operador de cámara y el operador de luz. en concreto, contar con Alcaine para tenerlo al lado durante el rodaje, es un regalo inapreciable para el director, pues José Luis no solamente tiene la capacidad objetiva necesaria para determinar qué tipo de fotografía conviene a la película que se está rodando, sino que a la vez es capaz de asumir todo el subjetivismo del tema llegando a convertirse en un asesor valiosísimo, siempre que el director lo permita.

MARibel veRdÚ Un genio.

Jose Luis Alcaine no es solo un director de fotografía: es un creador, un artífice, un erudito de la luz. Y como alguien sensible e inteligente, sabe escuchar y crear complicidad con quien tiene enfrente y transmitir su sabiduría con suma discreción. Sin hacerse notar. Y ahí queda su trabajo, para que disfrutemos de sus postales aún cuando la realidad se muestre dura y triste. Tuve la suerte de trabajar, disfrutar y compartir con él mil vivencias en Belle Époque, Huevos de Oro y Amantes, y solo espero que pronto llegue la próxima. Gracias amigo por darnos tanto.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 4

28/09/11 19:35

Amantes, con vicente Aranda y Maribel verdú.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 5

28/09/11 19:35

pedRo AlModóvAR el lenguaje de la luz es hermético para los que no somos técnicos, y tan

susceptible de mezclas y matices que si el director de fotografía no posee buen carácter, intuición, instinto y humildad para reconocer que su trabajo está en función de la película, sería imposible su entendimiento con el director.

He compartido con

filMo

José Luis Alcaine cuatro películas que, perdonad mi inmodestia, considero clave en mi trayectoria. José Luis es un maestro de la luz desde hace décadas. La experiencia, en todos los aspectos de la vida, felices y dolorosos, personales y profesionales, le han convertido en un director de fotografía al que solo tengo que decirle lo que no quiero para que me entienda. El resto, que es TODO, lo adivina a base de sabiduría personal, una maravillosa disposición para el trabajo y su enorme cultura. Soy el primero, incluso por orden alfabético, en aplaudir a José Luis con motivo de esta merecidísima medalla.

LARGOMETRAJES Javier y los invasores del espacio (Wilhelm Ziener, 1967) El hueso (Antonio Giménez Rico, 1967) Tinto con amor (Francisco Montolío, 1968) Las gatas tienen frío (Carlos Serrano, 1969) El cronicón (Antonio Giménez Rico, 1969) Me enveneno de azules (Francisco Regueiro, 1970) El niño es nuestro (Manuel Summers, 1972) Corazón solitario (Francesco Betriú, 1972) Vera, un cuento cruel (Josefina Molina, 1973) La encadenada (Manuel Mur Oti, 1974) Yo la ví primero (Fernando Fernán Gómez, 1974) ¿...Y el prójimo? (Ángel del Pozo, 1974)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 6

Los viajes escolares (Jaime Chávarri, 1974) ¿Quién puede matar a un niño? (Narciso Ibáñez-Serrador, 1975) ¡Ya soy mujer! (Manuel Summers, 1975) El juego del diablo (Jorge M. Darnell, 1975) Pepita Jiménez (Rafael Moreno Alba, 1975) País, S.A. (Antonio ‘Forges’ Fraguas, 1975) Obsesión/Fascinación (Francisco Lara Polop, 1975) Sensualidad (Germán Lorente, 1975) El puente (Juan Antonio Bardem, 1976) Las cuatro novias de Augusto Pérez (José Jara, 1976) Retrato de familia (Antonio Giménez Rico, 1976) Adiós Alicia (Liko Pérez & Santiago San Miguel, 1976) Cambio de sexo (Vicente Aranda, 1977)

28/09/11 19:35

Volver, con Carmen Maura, lola dueñas, penélope Cruz y Yohana Cobo.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 7

28/09/11 19:35

CARloS SAURA He tenido la fortuna de trabajar con grandes iluminadores de cine, aquí los llamamos

“directores de fotografía”: Luis Cuadrado, Teo Escamilla, López Linares, Aguirresarobe, el maestro Vittorio Storaro y José Luis Alcaine. Alcaine es hombre culto y bien pertrechado en el oficio que tan bien conoce y uno de esos magos que controlan las luces y las sombras, los colores y los medios tonos de la fotografía en movimiento, y lo digo con conocimiento de causa por mi amor y dedicación a la fotografía. Trabajamos juntos en dos oportunidades y en películas tan creativas para el tratamiento de la luz como el musical Sevillanas y Ay, Carmela, y allí están los resultados.

He vivido el crecimiento

filMo

de José Luis desde su aterrizaje en Madrid proveniente de Tánger, patrocinado por nuestro querido amigo Emilio Sanz de Soto, que tan generosamente nos dio su desinteresada amistad y su generoso apoyo. Siendo José Luis tangerino, llegó a Madrid con suficientes conocimientos fotográficos como para hacerse un hueco en el mundo del cine. A lo largo de los años ha ido dejando su sabiduría y sensibilidad en innumerables películas, y por eso esta recompensa que la Academia le concede no hace otra cosa que reconocer su talento.

Dios bendiga cada rincón de esta casa (José María González Castrillo, 1977) Vámonos, Bárbara (Cecilia M. Bartolomé, 1977) Gulliver (Alfonso Ungría, 1977) María, la santa (Roberto Fandiño, 1977) Marián (Luis Cortés, 1977) Así como eres (Alberto Lattuada, 1977) Soldados (Alfonso Ungría, 1978) Oro rojo (Alberto Vázquez Figueroa, 1978)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 8

De Dunkerque a la victoria (Hank Milestone & Umberto Lenzi, 1978) La campanada (Jaime Camino, 1979) La muchacha de las bragas de oro (Vicente Aranda, 1979) La triple muerte del tercer personaje (Helvio Soto, 1979) Asesinato en el Comité Central (Vicente Aranda, 1981) Fórmula (Miguel Hermoso Torres, 1981) La próxima estación (Antonio Mercero, 1981) Por favor, ocúpate de Amelia (Flavio Mogherini, 1982)

28/09/11 19:35

SANTiAGo TAbeRNeRo “DIRECTOR DE FOTOGRAFÍA CON 45 AÑOS DE EXPERIENCIA, 5 GOYAS Y PARTE DE UN OSCAR, CAMBIA MEDALLA DE ORO DE LA ACADEMIA POR OFERTA DE TRABAJO”

para más desconcierto, el texto llevaría la firma del maestro José Luís Alcaine, quien

siguiendo la guasa de Bette Davis y su célebre anuncio por palabras, habría elegido las páginas de Variety para llamar la atención sobre el agridulce sentimiento de acumular distinciones y estar de brazos cruzados. Extremo harto improbable en el caso de Alcaine, pues con su proverbial hiperactividad siempre se las ha ingeniado para mantenerse ocupado, ya sea dignificando la ficción televisiva española o proyectando sugestivas luces de cinematógrafo sobre el “Guernica” de Picasso. Resulta inquietante pese a todo, que quien sin duda es uno de los mejores directores de fotografía de la historia del cine español, con más de 120 largometrajes en su haber, entre los que abundan clásicos modernos y no faltan obras maestras, apenas haya conseguido rodar una película en los últimos cuatro años, La piel que habito, con la que el pasado Festival de Cannes quiso reconocer su valiosa aportación al imaginario del cine de Almodóvar. Algo tendrá que ver la maldita crisis, que ha convertido hacer cine en España, más que nunca, en un auténtico milagro, también para José Luis Alcaine. Lo que más descorazona es comprobar, al paso de la lupa por su filmografía, hasta qué punto las nuevas generaciones de directores surgidas desde el famoso relevo de los noventa, han olvidado su magisterio y me temo que, por extensión, el de tantos otros técnicos altamente cualificados cuyo delito es tener más de treinta años.

bienvenidos sean pues los homenajes al maestro Alcaine, en este 2011 pródigo en reconocimientos a

su genio y bonhomía que, tras Málaga y Cannes, culmina con esta Medalla de Oro de la Academia que prestigia de paso a quien la da y, a la espera de tiempos mejores, abrillanta el oficio de cineasta.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 9

28/09/11 19:35

feRNANdo ColoMo la primera vez que trabajé con José luis fue en El caballero del dragón (1985). Aportó

al proyecto conceptos fundamentales, sugirió rodar de día lo que era noche –los exteriores del castillo– y de noche lo que era día –el exterior de la nave extraterrestre–. En el primer caso hizo “noche americana” y eso simplificó enormemente la producción. En el segundo, consiguió más magia y, sobre todo, que el decorado no “cantase”.

pasaron solamente

filMo

quince años hasta nuestro segundo encuentro: Al Sur de Granada (2001). José Luis ya no sólo era un maestro, también era un sabio. Utilizó unos objetivos de los años sesenta con el fin de conseguir una imagen diferente, que evocara las fotografías de principio de siglo. Recreó en el interior de la casa, rodada en estudio, las distintas horas del día, de forma que no había ninguna secuencia que repitiera iluminación. Planificamos los exteriores para rodar cada plano a la hora adecuada. Arriesgó muchísimo en algunas secuencias (solo contraluz, sin relleno) y siempre con la rapidez que convenía al plan de trabajo. Aportó claras ideas para la puesta en escena que, en algún caso – la “confesión” de Angela Molina a Antonio Resines – hicieron que la secuencia tuviera un giro total, sorprendente y divertido. en Rivales (2007) utilizó técnicas de Green Back para fondos de los vehículos con excelentes resultados; y me propuso continuamente ideas visuales, excitantes y divertidas para la puesta en escena. José luis es ya historia del cine, pero su genial teoría sobre la inspiración del “Guernica” de Picasso le hará aparecer también en la historia de la pintura. Y hablando de Picasso, en unos días empezamos juntos La banda Picasso. Continuará.

Bésame, tonta (Fernando González de Canales, 1982) El sur (Víctor Erice, 1982) Demonios en el jardín (Manuel Gutiérrez Aragón, 1982) El caso Almería (Pedro Costa, 1983) Akelarre (Pedro Olea, 1984) Tasio (Montxo Armendáriz, 1984) La reina del mate (Fermín Cabal, 1984) Esos locos cuatreros (Hugh Wilson, 1984)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 10

El viaje a ninguna parte (Fernando Fernán Gómez, 1985) La corte de Faraón (José Luis García Sánchez, 1985) Los paraísos perdidos (Basilio Martín Patino, 1985) El caballero del dragón (Fernando Colomo, 1985) Mambrú se fue a la guerra (Fernando Fernán Gómez, 1985) La mitad del cielo (Manuel Gutiérrez Aragón, 1986) Hay que deshacer la casa (José Luis García Sánchez, 1986) El Lute: camina o revienta (Vicente Aranda, 1987)

28/09/11 19:35

Con fernando Colomo en una espera del rodaje de El caballero del dragón.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 11

28/09/11 19:35

NAdiA de SANTiAGo Querido José luis: Tu profesionalidad, indiscutible, va más allá de todo arte. Tú haces

de la luz magia, donde a veces es muy dificil encontrarla, llenando de ilusión, color y vida todas tus películas. particularmente, tengo mucho que agradecerte. Tu manera de ser, de transmitirme paz, tranquilidad y amor en todos los sentidos me ha hecho mejor persona y mejor actriz. Nunca hubiera sido lo mismo sin tu humildad, templanza, consejos y sin tu sonrisa permanente. Tan solo me queda darte las gracias y decirte que te llevo en mi corazón.

RAY loRiGA Con José luis Alcaine aprendí a mirar. He tenido la enorme fortuna de trabajar con

él en dos películas y la suerte aún mayor de ser su amigo. No quedan en el mundo muchos de su rango. Está a la altura de Almendros, o Nykvist, por buscar dos grandes directores de fotografía que comparten, pienso, una ética similar. Alcaine convierte una obsesión, la luz, en un placer y al mismo tiempo en una declaración de principios. La tremenda honestidad con la que trabaja confiere a sus imágenes una pureza que las diferencia de la banalidad o el mero preciosismo de tantas otras. A pesar de ser capaz, como bien ha demostrado a lo largo de su dilatada carrera, de fundirse con la mirada de su director y con las razones del guión sobre el que trabaja, hay algo propio en cada una de sus fotografías, algo que Alcaine sabe que no puede dejar de decir: su respeto por la luz real, y por el tiempo que delimita. Trabajando a su lado fui consciente de que siempre hay una razón detrás de cada imagen. Las dos películas en las que colaboramos juntos, La pistola de mi hermano y Teresa,el cuerpo de Cristo, no podrían ser más alejadas respecto a su tratamiento visual y en ambas la delicada labor de Alcaine elevó el resultado final más allá de lo que hubiera podido imaginar. por eso y por el placer de su amistad, mi admiración y agradecimiento hacia él son eternos.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 12

28/09/11 19:35

Roma, con Juan diego botto y Susú pecoraro.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 13

28/09/11 19:35

JoRGe SANz Jose luis Alcaine es un maestro. Tengo la inmensa suerte de poder decir que es uno

filMo

de mis maestros. Me enseñó a valorar la luz en el cine, y la oscuridad también. En nuestro primer trabajo juntos hace 26 años iluminó una cueva donde vivía Fernando Fernan Gómez sólo con carburos de los usados en las minas. Los contrastes eran brutales y teníamos que esperar continuamente a que la gota de agua que caía sobre el mineral liberara la cantidad exacta de gas que nos proporcionara la luz que él quería. Se tomaba su tiempo pero el resultado era único. Había magia y había que aprovechar el instante. Ese tío era un artesano. Me fijé en él, pasaban los años y yo trataba de aprender de sus maneras siempre elegantes, su trato cordial con todo el equipo, del primero al último. Nunca le ví perder los papeles, no le hacía falta; cuando hay un sabio en el equipo... todo el mundo le escucha y todo el mundo le respeta. eso me queda de Jose Luis, un profundo respeto a su saber hacer, a su excelencia. Pero también aprendí otra cosa muy importante: ¡A echar siestas en los rodajes! “Es fundamental Jorge, pero hay que sacrificar la comida”.

El Lute II: mañana seré libre (Vicente Aranda, 1987) Jarrapellejos (Antonio Giménez Rico, 1987) Mujeres al borde de un ataque de nervios (Pedro Almodóvar, 1987) Malaventura (Manuel Gutiérrez Aragón, 1988) El sueño del mono loco(Fernando Trueba, 1988) El mar y el tiempo (Fernando Fernán Gómez, 1989) ¡Átame! (Pedro Almodóvar, 1989) ¡Ay, Carmela! (Carlos Saura, 1989) Solo o en compañía de otros (Santiago San Miguel, 1990) Barbablú, Barbablú (Fabio Carpi, 1990) Dancing Machine (Gilles Béhat, 1990) Amantes (Vicente Aranda, 1990) Hay que zurrar a los pobres (Santiago San Miguel, 1991) Sevillanas (Carlos Saura, 1991)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 14

Jamón, jamón (Bigas Luna, 1992) Semana Santa (Manuel Gutiérrez Aragón, 1992) Belle Époque (Fernando Trueba, 1992) El pájaro de la felicidad (Pilar Miró, 1993) Intruso (Vicente Aranda, 1993) Huevos de oro (Bigas Luna, 1993) La teta y la luna (Bigas Luna, 1994) La pasión turca (Vicente Aranda, 1994) Dile a Laura que la quiero (José Miguel Juárez, 1994) Two Much (Fernando Trueba, 1995) Libertarias (Vicente Aranda, 1995) En brazos de la mujer madura (Manuel Lombardero, 1995) Tranvía a la Malvarrosa (José Luis García Sánchez, 1996) Más allá del jardín (Pedro Olea, 1996)

28/09/11 19:35

El viaje a ninguna parte, con fernando fernán Gómez.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 15

28/09/11 19:35

JoSé lUiS GARCíA SáNCHez Hace quince o veinte años escribí esta misma estampa:

Recorríamos Salamanca Alcaine y yo en busca de imágenes. Un día encontramos lo que a mí me parecía un buen tema: frente a la Catedral Vieja varios monaguillos jugaban al balón. Llevaban bonete y beca. El pelo rapadito. Asomaban las vueltas de unos pantalones anchos por debajo de las sotanas. Luz de atardecer invernal sobre las piedras doradas. La escena parecía estupenda, casi casi de “Triunfo” (la represión medieval + el fútbol = España/1964, españolito que vienes al mundo...). pero Alcaine me objetó, didáctico: “la luz desdice la imagen, la ablanda; es demasiado hermosa y atraería la atención sobre la catedral. Lo que debe tener luminosidad es el balón”. Tenía razón. Alcaine tiene siempre razón, hasta cuando se equivoca. Porque es un místico.

filMo

por cierto, que a ver si dejáis de darle homenajes y le dáis más películas.

La pistola de mi hermano (Ray Loriga, 1996) Don Juan (Jacques Weber, 1997) Buscando a Eva (Hugh Wilson, 1998) Il mio West (Giovanni Veronesi, 1998) L’amante perduto (Roberto Faenza, 1998) Celos (Vicente Aranda, 1999) António, um rapaz de Lisboa (Jorge Silva Melo, 1999) Sé quién eres (Patricia Ferreira, 1999) Pasos de baile (John Malkovich, 2000) Son de mar (Bigas Luna, 2000) Chica de Río (Christopher Monger, 2001) La vida de nadie (Eduard Cortés, 2001) Al sur de Granada (Fernando Colomo, 2001)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 16

El caballero Don Quijote (Manuel Gutiérrez Aragón, 2002) La puta y la ballena (Luis Puenzo, 2003) Roma (Adolfo Aristaráin, 2003) La mala educación (Pedro Almodóvar, 2004) Otros días vendrán (Eduard Cortés, 2004) La vida perra de Juanita Narboni (Farida Amor Benlyazid, 2004) Vida y color (Santiago Tabernero, 2004) Tirante el Blanco (Vicente Aranda, 2005) Teresa, el cuerpo de Cristo (Ray Loriga, 2005) Volver (Pedro Almodóvar, 2006) Tuya siempre (Manuel Lombardero, 2006) Las trece rosas (Emilio Martínez-Lázaro, 2007) Canciones de amor en Lolita’s Club (Vicente Aranda, 2007)

28/09/11 19:35

La Corte de Faraón, con Ana belén y Antonio banderas.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 17

28/09/11 19:35

biGAS lUNA José luis Ojo mágico

iluminador iluminado

bajo tu mirada todo es siempre mejor

eres un auténtico mago de la luz. Gracias.

CoNCHA velASCo Cuando pedro olea me eligió

filMo

para hacer Más allá del jardín en contra de la opinión de Antonio Gala, autor de la novela en la que se basaba la película, y con la ayuda de Andrés Vicente Gómez, productor, lo que me tranquilizó es que la fotografía iba a ser de José Luis Alcaine. Me sometió a unas pruebas fotográficas exhaustivas y enseguida me di cuenta de que me amaba. Porque yo soy de la opinión de que no somos los actores los que enamoramos a la cámara, sino que la cámara, a través del director de fotografía, se enamora de nosotros, es decir, de mí. No sólo estaba guapa, sino que a través de los ojos y gracias a la ayuda de Alcaine se podía ver mi alma, es decir, la del personaje, Palmira Gadea. Yo, como mujer coqueta, coqueteaba con él (yo coqueteo con mi sombra), pero nada, ¡sólo me retrataba!. Mi mejor anécdota: Giancarlo Gianini, con el que también coqueteé, me dijo un día mirándome a los ojos: “¡Oh, qué bella luce!”. Yo pensé que me iba a invitar a cenar, pero lo que le enamoró de mí fue la luz de Alcaine. Mi vida en ruinas (Donald Petrie, 2007) Rivales (Fernando Colomo, 2007) La piel que habito (Pedro Almodóvar, 2011) CORTOS Y DOCUMENTALES Anabel (Pedro Olea, 1964) Día de justicia (Santiago San Miguel, 1964)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 18

Su dulce compañía (Luis Vasconcelos, 1965) Querida Julia (Eladio Pérez Díez, 1965) El estrangulador (Juan Antonio Porto, 1965) Carmen de Carabanchel (Cecilia M. Bartolomé, 1965) Los buenos samaritanos (Francisco Montolío, 1966) Nueve tierras (José Ángel Cortés & Juan José García-Noblejas, 1966)

28/09/11 19:36

Mirando el vídeo con bigas luna en el rodaje de La teta y la luna.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 19

28/09/11 19:36

JAvieR bARdeM en el cine si el actor no recibe una luz de algún lado entonces se convierte en radio, sólo

escuchamos su voz. Así que lo primero es agradecerle por hacer que se nos vea. Pero la cosa se complica... ¿Verte cómo? ¿De qué manera? ¿Para contar qué? Ahí ya empieza el artista y desaparece el técnico. Cuando dicen acción el actor tiene que hacer lo suyo, que no es poco... y además hacerlo en perfecta consonancia y absoluta confianza con el director de fotografía. Te dice que estás entre sombras, o con una luz plana y fría, o bañado por un fantástico sol de atardecer que no existe más que en sus focos y el actor confía, se olvida, y hace lo suyo: interpretar. Tienes que ser un gran director de fotografía para que aquellos a los que iluminas se olviden de la luz y de las sombras, para que se muevan libres, llenos y completos por un set sin más límite que su imaginación, sabiendo que siempre habrá un ojo iluminado siendo testigo artístico y creativo de esa libertad para dárselo al espectador en pantalla grande. José Luis Alcaine es de esos grandes de verdad. Su luz ha iluminado muchos de los rincones más oscuros de un buen puñado de mis personajes, y nunca los ha cegado, nunca los ha embellecido en exceso... sólo ha puesto su arte al servicio de la belleza, esa que nos recuerda que siempre hay luz aún cuando no sintamos más que oscuridad. Y una apreciación final, no ha habido nadie en el mundo del cine que ilumine mejor a la mujer. Un verdadero maestro. Muchas gracias José Luis.

pAz veGA He tenido la inmensa fortuna de toparme contigo en el camino porque pocos como tú saben crear esa atmósfera que se puede sentir, palpar, oler... tantos y tantos planos llenos de belleza. Ha sido un honor y un verdadero placer trabajar bajo tu luz.

Gracias por regalarnos

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 20

28/09/11 19:36

Pasos de baile, con Javier bardem y John Malkovich.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 21

28/09/11 19:36

MANUel viCeNT Guardo una imagen de Jose luis Alcaine de un día en valencia mientras

preparaba la luz para una secuencia de la película Tranvía a la Malvarrosa que se realizaba

en una sala de billares. Solo en una esquina, aislado del ajetreo, tenía la cabeza baja, con una mano se pellizcaba la barbilla, parecía pensar con los ojos cerrados, como si buscara la solución de la luz dentro de sí mismo. La luz de Alcaine es una definición de su propia personalidad. Nunca como en este caso se hace evidente que las superficies de las cosas

constituyen su esencia siempre que estén bien iluminadas. Si el cine no es sino un juego de luces y sombras que se ejerce sobre la sábana blanca de un fantasma, el camino que

recorre Alcaine en este juego va desde la poesía a la psicología, tanto en la atmósfera que penetra en el alma de los personajes como en el aura que da expresividad y belleza a los

rostros. Su fuerza depende en gran medida del misterio que regala este artista. Porque de esto se trata. José Luis Alcaine no es un técnico sino un artista cuya sensibilidad se deriva de ese aire de misticismo que lo corona. La realidad iluminada por dentro a través de la

filMo

creación interior, esta es la marca de José Luis Alcaine, este es su estilo.

Un pequeño colonizador verde (Guillermo F. Zúñiga, 1968) Crónicas levantinas (Gilbert Kay, 1968) El último día de la humanidad (Manuel Gutíerrez Aragón, 1969) Deseoconsumo (Miguel Cañones, 1969) El mejillón gallego (Guillermo F. Zúñiga, 1970) Labelecialalacio (José Luis García Sánchez, 1970) Loco por Machín (José Luis García Sánchez, 1971) Canciones para después de una guerra (Basilio Martín Patino, 1971) Encinares (Guillermo F. Zúñiga, 1973) De purificatione automobilis (Gabriel Blanco, 1974) Vía libre al tráfico (Gabriel Blanco, 1975) La vieja memoria (Jaime Camino, 1977)

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 22

Thais, hombres libres (Manuela García de la Vega & Máximo Martín Ortiz, 1980) La lucha Thai (Manuela García de la Vega & Máximo Martín Ortiz, 1980) La fiesta de los elefantes (Manuela García de la Vega & Máximo Martín Ortiz, 1980) Ayuthaya, el fin de una ciudad (Manuela García de la Vega & Máximo Martín Ortiz, 1980) Después de... primera parte: No se os puede dejar solos (Cecilia M. Bartolomé & José Juan Bartolomé, 1981) Después de... segunda parte: Atado y bien atado (Cecilia M. Bartolomé & José Juan Bartolomé, 1981) Pedro entrevista a las actrices (Pedro Almodóvar, 2006)

28/09/11 19:36

en el rodaje de Otros días vendrán, de eduard Cortés.

Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 23

28/09/11 19:36

filMo Alcaine medallaOro 24pagcopia.indd 24

28/09/11 19:36

Suggest Documents